Las 7 causas más comunes para una Reducción de Senos


Que «los excesos son malos», es un argumento que se puede extrapolar a muchos ámbitos; y el de la estética, no iba a ser menos. La Reducción de Senos es una de las cirugías que podría encarnar la cita. Existe un gran número de mujeres que tienen una talla de pecho más grande de lo que quisieran tener, y presentan dolencias físicas además de posibles problemas psicológicos.

Las 7 causas más comunes para una Reducción de Senos

Las razones por las que muchas mujeres optan por someterse a una Reducción de Senos son múltiples. A continuación, os enumeramos las 7 más comunes:

 

  • Tener dificultades para realizar según qué prácticas.
  • Tener dolores en la espalda, los hombros y/o el cuello.
  • Tener los senos flácidos y/o caídos debido al volumen.
  • Tener los senos o los pezones asimétricos.
  • Promover una mala postura y/o chepa.
  • Tener los pezones estirados.
  • Tener unos Senos que dificulten la lactancia materna.

 

Principales beneficios de la Reducción de Senos

Los beneficios de esta cirugía no siempre son los mismos, puesto que, al venir motivados por diferentes causas, cada persona obtiene unas mejoras u otras. No obstante, cabe destacar que el principal beneficio que parecen tener en común todas las pacientes, tras la Reducción de Senos, es sentir que han sido liberadas de un gran peso, que les acarreaba dolor y malestar. Además, directa o indirectamente, todas las pacientes, después de ser operadas, refirman su autoestima: se sienten con mayor libertad de movimiento y que están más proporcionadas.

¿Qué esperar de una Reducción de Senos?  

Si deseamos tener un torso más equilibrado y dimensionado, este tipo de cirugía es la ideal. Podemos levantar y cambiar el tamaño de los Senos a una proporción mucho más equilibrada según el resto de las medidas corporales. En algunos casos de chicas con algo de sobrepeso, el hecho de reducir el tamaño de Senos ha acabado motivando a la paciente a bajar más rápido de peso.

No hay evidencia clínica de que la Reducción de Senos interfiera en la lactancia de los años posteriores; no obstante, pedir muchos más detalles al cirujano es una idea excelente, sobre todo si hemos padecido algún problema en el pasado.

¿Por qué es buena idea pedir una 1ª visita gratuita?

Una 1ª visita gratuita es una oportunidad estupenda para adquirir una mayor comprensión de lo que la cirugía puede (y no puede) hacer por cada uno. Para no perder la oportunidad, tan solo es necesario reservar una primera visita, ya sea escribiendo a info@santsinstitut.com o llamando al 93 409 02 43.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *